SETAS QUE PODEMOS ENCONTRAR EN INVIERNO

Aparentemente el invierno es una estación donde la aparición de setas silvestres es escasa, pero hay zonas denominadas microclimas donde el nacimiento de determinadas especies es posible, de esta manera podemos recolectar setas como:

Trompeta negra o Trompeta de los muertos (Cratherellus cornucopioides) : Se encuentra en los bosques de frondosas de la llanura y en los bosques de piceas de la montaña. Excelente comestible de perfume delicado, se utiliza mucho en cremas, para acompañamiento de carnes blancas y pescados, incluso como condimento para embutidos.

Trompeta amarilla (Cantharellus lutescens):  Esta, es una especie que se encuentra en los bosques de coníferas, tanto de piceas, abetos de montaña, o pinares litorales . Otra seta exquisita por  su sabor y aroma a ciruela, resulta muy versátil en la cocina, se pueden preparar en tortilla o como guarnición para unas codornices escabechadas.

Angula de monte (Cantharellus tubaeformis): Especie muy parecida a la trompeta amarilla, la podremos encontrar en los lugares húmedos de bosques de frondosas y de coníferas. Su sabor delicado y su consistencia un tanto elástica, hacen de esta seta un acompañante perfecto para carnes de caza y al igual que la trompeta amarilla en tortillas o revueltos.

Rebozuelo (Cantharellus cibarius): Quizás la seta más constante durante todo el año, la podemos encontrar en nuestros sotobosques, tanto en frondosas como de coníferas .Reconocido  universalmente, el rebozuelo es un hongo sabroso de sabor muy fino y aroma afrutado, que se utiliza como para acompañamiento de cualquier carne, para hacer licores e incluso para postres.

Lengua de vaca (Hydnum repadnum): Seta de invierno típica, que podemos encontrar bajo frondosas ( sobre todo robles) o coníferas y abunda particularmente en llanuras de todo el mundo. Este hongo se considera un buen comestible, sobre todo los ejemplares jóvenes ,que se puede preparar de diferentes maneras:  frita en la sartén, como guarnición para carnes o en tortilla.

Trufa negra (Tuber melanosporum): Mundialmente conocida, esta trufa se desarrolla bajo tierra, en relación con raíces de los robles y, con menos frecuencia, las de otras frondosas. Es un  hongo incomparable, inigualable, es única en su género. Despide un perfume aromático muy pronunciado, que realza – con mucho- el gusto de los platos de carne, de las tortillas y del foie-gras en nuestras mesas. Es “El diamante negro de la cocina”.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: